Make your own free website on Tripod.com
LIBERTAD LAMARQUE        |   home  
                                                  
  BIOGRAFIA 2 (continuación)


MATE AMARGO  

El nombre y la imagen de Libertad Lamarque era sin duda el mayor reclamo de "La Cabalgata del Circo" sobre todo a nivel internacional. Libertad era totalmente ajena a la política de ese tiempo aunque siempre, como buena hija del pueblo, contribuyó con su arte y su presencia a múltiples eventos, agunos de carácter oficial, para ayudar a sus paisanos menos afortunados. Libertad Lamarque sentía la responsabilidad que tenía como la actriz mas taquillera del hemisferio y se comportó  siempre con el profesionalismo adecuado a su posición.   La Srta. Duarte era en esos momentos una joven actriz de reparto que ya comenzaba a ejercer su influencia en la política del país, algo que probablemente ignoraba Libertad.  Fué entonces muy natural que la estrella se sintiera molesta por los desplantes y tardanzas de una actriz secundaria que sin motivo aparente retrasaba el rodaje de una película suya. Consecuentemente hubieron ciertos enfrentamientos entre las dos mujeres aunque Libertad siempre negó que sucediera lo de la tan cacareada cachetada."¡Pura invensión de los chismosos!" -declaró siempre la popular actriz, aclarándo: "Los que inventaron la calumnia no se acordaron de que Eva era mucho mayor que yo en estatura...si yo le hubiera dado una cachetada, ella me hubiera propinado una severa paliza de la cual yo no hubiera podido salir muy bien pararada .."

La boda Lamarque-Malerba:
al fin marido y mujer...
LA NOVIA DE AMERICA

Durante estos años de triunfo la relación con Malerba se transforma de amistad en un sincero cariño, pero la pareja no puede unir sus vidas ya que el esposo de Libertad se niega a concederle el divorcio. Romero explotará su relación con Libertad hasta el mismo final de su vida, publicando incluso un libro de sus "memorias" con la artista en 1942.  El final de esta triste historia vino en 1945 con el fallecimiento de Romero y ese mismo año la pareja Lamarque-Malerba contrajo matrimonio en Montevideo. Para entonces la fama de Libertad Lamarque gracias a sus películas y a sus discos había llegado a todos los rincones del hemisferio desde donde se la reclamaba para actuar "en vivo".  

El 2 de enero de 1946, Libertad y Alfredo parten para Cuba para iniciar su primera gran gira internacional. La llegada a La Habana es apoteósica, el pueblo cubano se vuelca sobre el auto descapotable conque la estrella argentina cruza la capital.  Sus actuaciones en teatro son eventos multitudinarios que han quedado para siempre marcados en la historia musical cubana.  Cuba le abre sus brazos y con ella toda América.
 Las siguientes "paradas" de esta gira de conquista serían República Dominicana, Puerto Rico, Venezuela y México. A cada paso, el entusiasmo de las masas, las flores, la idolatría de públicos a quien Libertad entrega la verdad de su arte. En aquellos años todavía no existían la televisión ni las grandes campañas promocionales de mercadeo que son tan comunes hoy en día y que a base de mucho dinero y anuncios pagados convierten a cualquier intérprete mediocre en un suceso mundial.  En los años en que Libertad se lanza al continente hay que ganarse al público a base de talento y simpatía y ella lo logra como nadie. Son los pueblos de América los que descubren a Liber y la convierten en la estrella máxima del espectáculo.
Esta sensacional gira que después se extenderá por todo Centroamérica mantiene a Libertad alejada de la Argentina por más de un año.  

 Era inevitable de que la industria cinematográfica mexicana aprovechara la cercanía de la actriz más taquillera del momento y le ofreciera la oportunidad de trabajar en sus producciones.  Libertad entra en el cine azteca por la puerta grande, dirigida por Luis Buñuel y escoltada por Jorge Negrete.  La cinta "Gran Casino" es el primer enlace que la une a los mexicanos y el éxito se vería confirmado unos meses después con el impacto popular de la película "Soledad" que arrasó con la taquilla en México y en el resto de Latinoamérica.  Libertad no es la primera artista extranjera bien recibida en ese generoso país, ni será la última. La diferencia estriba en que "Soledad" crea una relación entrañable entre Libertad y   el pueblo mexicano que la recibe como algo muy propio.  Nadie pudo predecir en aquel momento que esta relación duraría para siempre y que Libertad Lamarque llegaría a ser tan argentina como mexicana.
¡Apoteosis en La Habana!
Liber y la rumba...
Debut en el cine mexicano con
un film de lujo...

EN ESTA TARDE GRIS

A finales de 1947 y con el aplauso de los pueblos de América todavía en los oídos,
Libertad Lamarque regresa a Buenos Aires con toda la ilusión de verse nuevamente en su patria y con sus seres más queridos. La única sombra que empaña la felicidad del reencuentro es la ausencia de Don Gaudencio, fallecido durante la gira triunfal de la artista. Por ese motivo aquellas navidades fueron tristes para Libertad aunque la compensara la presencia de su hija Mirtha.  

En pocas semanas, la estrella más internacional de Argentina se encontró con otra situación inesperada.  Su nombre no aparecía en la prensa de su país, sus películas había desaparecido de las carteleras de los cines y gentes que antes eran sus amigos mas leales,  evitaban ahora cualquier contacto con ella y con Malerba.  
Algo "raro" estaba pasando y cuando Libertad y su esposo investigan cautelosamente los motivos de esa extraña censura, los pocos datos obtenidos señalan a los nuevos inquilinos de la Casa Rosada, Juan Domingo Perón y su bella esposa Eva Duarte, a quien aclaman popularmente como "Evita Perón."   
Libertad no sale de su asombro ya que no cree haber hecho nada que justifique ser enterrada en vida en su propio país, pero a pesar de gestiones oficiales para aclarar el asunto debe aceptar el hecho de que estaba vetada como artista en la República Argentina.  Conociendo el amor y arraigo que Libertad y Malerva sentían por su patria, lo argentino que siempre fueron, no es difícil imaginar lo que sintieron ante esta situación desatinada. Nunca hubieran imaginado que el único camino que se les brindaba era el tortuoso camino del exilio.  Una negra nube se cierne sobre la pareja y sus allegados. Temiendo incluso por la seguridad propia y de la familia, Libertad y Malerba deciden aceptar los contratos que le ofrecen en México y en otros países del hemisferio. Es una desición que llena de angustia a la pareja pero necesaria sobre todo para el porvenir de Mirtha y de toda la familia.  Desde el extranjero, Libertad podrá ayudar económicamente a su hija, a familiares y amigos necesitados, pero no por eso fué menos angustiosa la despedida. Con el corazón roto se despiden de los suyos y se lanzan, para siempre, por los caminos de América.
Dos argentinos de pura cepa son lanzados al destierro.
Libertad y Alfredo sonrien para la prensa pero sus corazones estan desgarrados.
MARCANDO PAUTAS

Puede decirse que Dios o el destino compensan a los que sufren.   1948 y 1949 serían los
años en los cuales Libertad Lamarque obtiene éxitos apoteósicos en todo el continente.
Su carrera es imparable y continua presentádose en los más prestigiosos escenarios y
siempre con el respaldo popular.  El cariño inenarrable que los pueblos de América tributan a  Libertad parece solidificarse y aumentar a niveles inesperados.  En Bogotá actúa en el anfiteatro natural "La Media Torta" frente a más de 50,000 admiradores; en San Juan de Puerto Rico, las multitudes la aclaman por las calles y en Santo Domingo, miles de admiradores montan guardia alrededor del hotel donde se hospeda.  Nunca antes se había visto un triunfo tan espontáneo, tan apabullante y en tantos paises distintos.  

Abriéndose paso por las calles de San Juan, Puerto Rico.  La foto dice mucho más de lo que se pueda expresar con palabras.
Su rostro engalana las portadas de revistas en todo el continente excepto en su propia patria..
A pesar de las constantes giras Libertad establece su residencia en México y se incorpora totalmente al cine de ese país. "La Dama del Velo" (1949) es la película más exitosa del año según encuestas populares.  Le siguen éxitos internacionales que la mantienen como reina absoluta de las taquillas hispanoamericanas: "Huellas del Pasado" (1950), "Otra Primavera" (1950), "La Marquesa del Barrio"(1951) y "La Mujer sin Lágrimas" (1951).  Es un tributo a la fuerza, energía y perseverancia de Libertad Lamarque que pudiera compaginar el rodaje de, por lo menos, dos películas al año, la grabación de discos y las actuaciones en directo, tanto en los escenarios como en la radio.   Su voz y su imagen resuenan de un extremo a otro del continente.

En 1950 vuelve brevemente a Buenos Aires para ver a su hija.  Es una breve jornada que dejó huella en la historia afectiva y artística de Libertad ya que logra hacer algunas grabaciones con la RCA  Argentina incluyendo "Los Dos Arbolitos" a dúo con Mirtha.   En el aspecto político las cosas parecen estar cambiando en el país pero los compromisos en el extranjero impiden considerar un regreso permamente a la
En Santo Domingo, el pueblo vela en las calles alrededor del hotel donde Liber se hospeda.
patria querida.  Cabe destacar que aunque Libertad se ha metido en el corazón de los pueblos y adoptado las canciones y ritmos más emblemáticos de cada país, nunca dejó de ser argentina por los cuatro costados ni abandonó jamás el tango del cual seguía siendo su más auténtica intérprete. Podemos también asegurar que nunca tuvo Argentina mejor embajador en el mundo que esta talentosa rosarina que conmovía a las masas con su arte y simpatía.
CONTINUARA PRONTO...

Volver arriba